Abordar los saberes, las vivencias y los aprendizajes de las personas, a partir de un modelo terapéutico y psico-pedagógico.

Recuperar el valor de la persona

Prevenir y disminuir la violencia verbal, física y psicológica.